domingo, 14 de junio de 2009

El surrealismo

El surrealismo está
O no está
Y escribo sin pensar
Sin nada en la cabeza
Con todo en la cabeza
Me dejo ir
O no
Pienso en algo
Pienso en alguien
O no pienso
Me duele o no
Siento o no
Se va mi corazón
Huye
hacia territorios que le son más acogedores
donde se siente bien
inmenso
sin cortapisas
Huye, huye lejos, se va!
Me arrastra a mi detrás
Sonrío
Este tonto corazón, que no quiere que lo mate.
Y voy detrás, detrás, me arrastra con alegría.
Veo dunas
Me lleva de la mano
Llevo un vestido blanco
y mi pelo al viento
Y sonrío
Y parezco un anuncio de galletas
Y me río, y mi corazón se ríe conmigo
Miro atrás, y abajo veo un bosque seco
Unos árboles retorcidos
Son quejigos.
Dentro hay sombras, pero no las veo
Y mi corazón tira de mi
Y vuelve a hacerme reír
Y terminamos de subir la loma
El cielo es azúl
Veo el mar
Y mi corazón se sienta en la arena
Con sus piernecitas delante de él
Lleva un sombrero y unos zapatos de claqué
Mira el mar
Y yo me siento
Y lo miro también
Las olas, que parecen ovejitas, le digo
No, son solo olas, me contesta.
Cierro los ojos y disfruto del sol.
Y miro el mar
Respiro hondo
Y son olas
Solo olas
Me enciendo un cigarrito
Y mi corazón se enciende un puro
Y fumamos mirando las olas, y la gente que pasa con camisetas de colores.
- Que fuerte eres tío - le digo.
- Ya te lo decía yo - contesta.

1 comentario:

Amanda dijo...

Por motivos personales voy a poner el blog en lectores privados. Si quieres seguir caminando conmigo solo tienes que enviar una solicitud, que no encontré tu mail para enviartela yo misma. Gracias!